Page 72

EJERCITO DE TIERRA ESPAÑOL Nº 895 OCT 2015

ganándose su plena confianza y lealtad para cumplir con éxito las misiones más arriesgadas. La magnífica preparación demostrada por nuestros cuadros de mando no se ha conseguido solo con la experiencia que van adquiriendo en las unidades, sino que se ha ido forjando principalmente en su período de formación en las academias. En ellas han aprendido los conocimientos científicos, humanísticos y técnicos precisos para cumplimentar sus cometidos y los han asentado en unos sólidos valores morales y militares que les orientan adecuadamente en su toma de decisiones. Según Aristóteles, «todos los que han meditado sobre el arte de gobernar a los hombres se han convencido de que el destino de los imperios depende de la educación de los jóvenes», y esta educación, en el ámbito militar, es la que se imparte mediante la Enseñanza de Formación. De ahí la importancia que tiene la figura del 72  REVISTA EJÉRCITO • N. 895 OCTUBRE • 2015 profesor, que es quien imparte los conocimientos y transmite los valores. Por este motivo, el Plan de Acción de Personal (PAP) reconoce la importancia del profesorado y recompensa a los capitanes que eligen esta vía después de haber mandado compañía, escuadrón o batería operativos durante tres años. Ahora solo falta que los capitanes se convenzan de que, si mandar una unidad operativa es importante, también lo es asumir la enorme responsabilidad de formar a los futuros cuadros de mando de esas unidades, transmitiéndoles sus conocimientos, experiencia y, sobre todo, los valores morales y militares a través de su ejemplo, siendo el espejo en el que se miren sus alumnos. Aprovecho la difusión de este documento para animar a los capitanes que reúnan estos requisitos para que asuman este nuevo reto del profesorado que, sin duda, será positivo para su trayectoria profesional y para el futuro de nuestro Ejército.n


EJERCITO DE TIERRA ESPAÑOL Nº 895 OCT 2015
To see the actual publication please follow the link above