Page 6

BOLETIN OBSERVACION TECNOLOGICA 46

actualidad La creación de la EDA Tomás A. Fernández Piquer, Área de Cooperación Internacional en I+D, SDG PLATIN; Jaime de la Parra Díaz, OT SNAV. Palabras clave: EDA, defensa, aniversario Metas tecnológicas relacionadas: LAF 0.3; LAF 0.4; LAF 0.5. Reseña histórica de la cooperación en defensa La idea de una defensa europea colectiva es tan antigua como la integración de la propia Europa. Tras la Segunda Guerra Mundial, no llevaría mucho tiempo ver cómo emergía una idea que entonces parecía increíble: ¿podrían los países europeos, ocupados en coser sus heridas tras más de media década de conflictos devastadores, empezar a cooperar en asuntos de defensa y promover de manera conjunta la paz? Ciertamente sonaba extraño en aquel momento, pero la idea de establecer una colaboración en defensa caló entre muchos responsables políticos, si bien estos primeros pasos se vieron eclipsados por objetivos mucho más ambiciosos. Así, en el verano de 1950, Jean Monnet, entonces Comisario General de la Junta Nacional de Planificación Francesa, expresó que se debería organizar la defensa europea sobre unas bases supranacionales. Al mismo tiempo, los Estados Unidos de América también consultaban a sus aliados europeos sobre un plan de rearmamento de la Alemania Occidental. La propuesta, conocida como Tratado de la Comunidad Europea de Defensa (CED en sus siglas francesas), fue presentada por el Primer Ministro Francés, René Pleven, ante la Asamblea Nacional en octubre de 1950. El objetivo era la creación de unas fuerzas armadas europeas supervisadas por una autoridad intergubernamental y financiadas con un presupuesto común. Se pondría en marcha un programa de defensa de equipamiento y armamento llevado a cabo bajo la autoridad de un Ministerio de Defensa europeo, el cual a su vez operaría bajo un Consejo de Defensa europeo. Esta ambiciosa idea fue apoyada por la mayoría de los países europeos occidentales. Aunque con escepticismo en un principio, Reino Unido también dio su consentimiento a la iniciativa. Sin embargo, un golpe devastador azotó la CED en agosto de 1954 cuando la Asamblea Nacional Francesa rechazó ratificar el Tratado, desechando incluso hablar del asunto. La posición francesa consternó considerablemente a la Europa occidental, así como a los Estados Unidos, sobre todo porque la oposición llegó Fig. 1. Diez años de la EDA (Fuente: EDA). desde varios de los redactores del Tratado CED. No es hasta febrero de 1976 que los miembros europeos de la OTAN ponen en marcha una nueva iniciativa: el Grupo Europeo Independiente de Programas (GEIP) que, concebido como un elemento de coordinación internacional, tenía por misión principal fomentar la cooperación en armamento. Los ministros de defensa de los 13 países miembros del GEIP, formado por los miembros europeos de la OTAN con excepción de Islandia, fijaron como objetivos del Grupo el fortalecimiento de la contribución de los aliados europeos en la defensa común de la OTAN, la mejora de la base tecnológica e industrial de defensa y el equilibrio del comercio de defensa entre Estados Unidos y Europa En paralelo a las transformaciones de la UE plasmadas en el Tratado de Maastricht y, en particular, en el marco de la nueva Política Exterior y de Seguridad Común, el GEIP acuerda transferir sus funciones a la Unión Europea Occidental (UEO) en diciembre de 1992. Poco después, en mayo de 1993, se crea el Grupo de Armamento de Europa Occidental (GAEO) que reemplaza a todos los efectos al GEIP y, finalmente, con el fin de dotar de personalidad jurídica a la organización, los ministros de defensa del GAEO acuerdan en noviembre de 1996 crear la Organización de Armamento de la Europa Occidental (OAEO). En este breve repaso histórico de la cooperación europea en defensa es Fig. 2. Convención de Maastricht en 1991 (Fuente: EDA) 6 Boletín de Observación Tecnológica en Defensa n.º 46. Primer trimestre 2015


BOLETIN OBSERVACION TECNOLOGICA 46
To see the actual publication please follow the link above