Page 185

MEMORIAL CABALLERIA 74

Historia Empleo Táctico y Operaciones Orgánica y Materiales Noticias del Arma Varios 183 EL GUADARNÉS Hoy en día las tecnologías han avanzado “una barbaridad” y el problema podría ser el rendi-miento deportivo de los clones, o que sabemos que la fertilidad no depende exclusivamente de los porcentajes de motilidad o de las malformaciones de los espermatozoides; la fragmentación del ADN en los gametos, producida entre otras cosas por el estrés oxidativo de las células, tiene graves consecuencias en la fertilidad… Otras polémicas afirmaciones de nuestro protagonista, como que los esfuerzos realizados en las pistas influyen negativamente en los resultados posteriores en la cría, las atribuyó a supercherías aprovechadas para ocultar intereses económicos, por ejemplo a la hora de vender potros de madres poco concursadas. De las más curiosas sentencias que hizo, la de saber predecir el futuro sexo del potro es digna de mencionar: El procedimiento consistía, ni más ni menos, en regar con la orina de la yegua preñada un pequeño sembrado de cebada y maíz. Lo que creciese determinaría el sexo, cebada (hembra) y maíz (macho). Este método, decía, estaba recogido en un viejo papiro egipcio. A mí me parece, por lo complicado e inverosímil de la demostración, que era una manera de “quedarse con el personal” o dárselas de “sabiondo y leído”, o servía para desacreditar a otros embaucadores que con malas artes engañaban a los pánfilos… Aparte de estas polémicas afirmaciones, podemos establecer grandes aciertos en el pensamiento de Tesio, por ejemplo: Darse cuenta de que la selección es la “madre del cordero” cuando se quiere fortalecer un rasgo. La energía, concepto cuasi divino, provenía de los árabes; pero el salto cualitativo es el que implica mejorar y deriva de la selección. Es la meta de llegada la que había hecho más rápidos a los pura-sangres que a los árabes, aunque estos pusieran la semilla. La selección de ejemplares sobresalientes tenía sus consecuencias en la elección de los repro-ductores. Esto se mostraba fundamentalmente a través de tres leyes: – El inbreeding: con el que se mostraba conforme al darse cuenta de la gran cantidad de ganado-res que poseían incestos en sus cartas, pero del que advertía efectos negativos como la esteri-lidad si se abusaba de él. Tesio era de la opinión de que para criar a un campeón se necesitan dos padres con mucho inbreeding, (la idea se acerca al concepto de linebreeding, es decir, buscar repetidos cruces incestuosos a partir de la cuarta generación), y que su descendencia tenga menos consanguinidad, lo que nos introduce de lleno en la segunda ley. – El cruce de corrientes de sangre con probados resultados en apareamientos anteriores. Tesio hablaba de la existencia de “buenas vibraciones” entre dos líneas genéticas. Hoy en día esta teoría se conoce como los Nicks y es una de las más importantes formas de criar. Con ella Tesio consiguió muchos éxitos. – Preponderancia de las líneas maternas. Fue un estudioso de las clasificaciones de Lowe, Herman Goos y del Cap. Bobinsky que catalogan las familias de los purasangres por sus líneas maternas. Tesio no supo del factor X ni de la teoría de Rasmussen, pero tenía la su-ficiente visión para otorgar a este tema una importancia capital. La utilización de St. Simon es un ejemplo de ello, ya que en él encontramos a la más famosa de las yeguas madres en el mundo de las carreras, Pocahontas, perteneciente a la tercera familia de la clasificación de Lowe. En definitiva, Tesio supone una mezcla de éxito reconocido en vida y después de ella. Se ca-racterizó por su estudio y observación, propios de una gran ansia por saber, y un cierto grado de esoterismo probablemente explicable bajo un doble prisma; el de no revelar sus secretos a sus com-petidores y el de la necesidad de satisfacer respuestas a lo desconocido. Como diría “el Brujo”: “La única forma de ver la energía en un potro es a través de su mirada…”, y todo el mundo puede opinar…


MEMORIAL CABALLERIA 74
To see the actual publication please follow the link above