Page 245

REVISTA DE HISTORIA MILITAR 122

244 JOSÉ MANUEL SEVILLA LÓPEZ violación de las leyes de Neutralidad o Navegación de los Estados Unidos, estuviera en camino para ayudar a la rebelión en Cuba”. Sosteniendo que era “un fraude sobre las leyes de navegación de los Estados Unidos”. España, continuaba, “no tenía derecho a apoderarse de un buque en alta mar que enarbolara la bandera americana, pues el gobierno de Madrid, no tiene jurisdicción sobre la cuestión de si un buque está en alta mar está violando o no la ley de los Estados Unidos”. Si España no pudiera plantear la cuestión de la legalidad del buque, “los Estados Unidos podrían”, decidió Williams, y “sin admitir que España podría por otra parte algún interés en la cuestión, yo decido que el Virginius en el momento de su captura no tenía derecho y llevaba indebidamente la bandera americana”.100 Todo lo cual supuso un cambio en el argumento inicial de la reclamación de los Estados Unidos de haber España capturado un buque norteamericano, con bandera norteamericana, por una nueva, de haber hecho la captura de un buque español (no estaba reconocida la República de Cuba por ningún país) de acuerdo a las leyes españolas y no norteamericanas, y haber sido juzgado con total pulcritud y declarado BUENA PRESA el 23-XII-1873, por el Tribunal de Presas competente.101 Las presiones del comodoro De Horse y del comodoro Lambton Lorraine, pretendiendo justificar sus actuaciones y las decisiones del Gobernador de Jamaica, respecto a sus actuaciones cuando el Virginius se hallaba en Kingston; el envío de la Fragata Niobe para presionar sobre las autoridades españolas en Santiago de Cuba; cuando todos ellos conocían, a través de Londres y de su Ministro de gran Bretaña en Madrid que el cese de los fusilamientos había sido ordenada con anterioridad, hizo que la “interesada ceremonia de la confusión” organizada por los británicos, con la actuación del comodoro Lorraine, no fuese la causa inmediata del cese de las ejecuciones, tal como indicó el Ministro de España en Washington: “Comparando fechas se ve que la presencia de la Niobe en el Puerto de Santiago de Cuba no influyó en que cesasen las ejecuciones de prisioneros…. Sin embargo de ello, los laborantes Cubanos establecidos en este país y los ciudadanos de los Estados Unidos que con ellos simpatizan, torciendo los hechos han querido aparecer al Capitán de fragata Sir Lambton Lorraine como un héroe, porque 100  Foreign Relations, 1874. Pág. 1113.Attorney General Williams, 17-XII-1873. 101  La jurisdicción de presas, en el ordenamiento jurídico español, se realiza por otro tribunal distinto al del Consejo de Guerra, que sólo tiene que decidir si la presa se ha efectuado de conformidad con el Derecho de presas nacional e internacional, y de las consecuencias jurídicas que de ella se deriven para el barco y la carga. Revista de Historia Militar, 122 (2017), pp. 244-248. ISSN: 0482-5748


REVISTA DE HISTORIA MILITAR 122
To see the actual publication please follow the link above