Page 66

RHM_124

JUSTICIA MILITAR Y CONFLICTOS DE COMPETENCIAS… 65 fuera militar, además debía tener plaza en la guarnición de la ciudad donde se cometía el delito, lo que originaba no pocas disputas entre las autoridades locales civiles y militares. Aunque estas características eran similares en todos los reinos de In-dias, en el caso de Filipinas nos aparecen algunas peculiaridades, derivadas, sobre todo, de la secular escasez de soldados en la colonia, lo que obligaba a rebajar o conmutar en muchos casos las penas impuestas con el objetivo de hacer más atractiva la pertenencia al ejército. Esta actitud sería refrendada en muchas ocasiones por las autoridades centrales peninsulares en las nume-rosas consultas hechas por los gobernadores, así como con la promulgación de indultos y ordenanzas publicadas a lo largo de toda la etapa colonial. La justicia militar en España y sus colonias siempre estuvo condicio-nada por el fuero militar. El fuero militar era un conjunto de disposiciones que otorgaban el privilegio de extraer de la jurisdicción ordinaria a los reos de delitos que tuvieran la condición de militar y, por tanto, el derecho a ser juzgados por tribunales militares especiales. Además, los beneficiarios disfrutaban en muchos casos de algunas exenciones fiscales y ventajas eco-nómicas, como por ejemplo el que no se le pudieran embargar bienes por deudas que no fueran a la Real Hacienda. Desde su implantación en Castilla a mediados del siglo XVI, el fuero experimentó modificaciones en el ámbito de su aplicación y se fue extendiendo a los reinos de Indias. En la docu-mentación consultada aparecen numerosas órdenes a los componentes de las audiencias de ultramar sobre la necesidad de aplicar el fuero militar, lo que muestra los frecuentes conflictos de competencia entre las distintas ju-risdicciones. Por ejemplo, en 1598 el rey se dirige a los oidores y presidente de la Real Audiencia de la isla La Española destacando la preeminencia del gobernador de la isla y capitán general en la justicia militar: «de no estar subordinado en las cosas de guerra y milicia a esa audiencia y que convendría no os entrometieseis en ellas sino que se las dejasedes a él como tal gobernador y capitán general para que el los gobernase … pues en la provisión y determinación de las dichas cosas y castigos de los soldados sea de proceder con diferente estilo conforme a la orden de la milicia sin fulminar procesos ni causas … os mando que no os entremetais en las cosas de la guerra tocantes al gobierno de las islas».4 4  Archivo General de Indias (en adelante AGI). Filipinas, 20, R.1, N.13. Real cédula de 11/1/1598 a la Audiencia de la isla La Española. Revista de Historia Militar, 124 (2018), pp. 65-90. ISSN: 0482-5748


RHM_124
To see the actual publication please follow the link above