Page 154

RHM_125

154 FRANCISCO MORENO DEL COLLADO En febrero de 1615 se produjo una nueva incursión de los enemigos de España en el Pacífico a través del estrecho de Magallanes. En esta ocasión se trataba de una potente flotilla holandesa mandada por Spilbergen. Esta expedición, oficialmente organizada con fines comerciales, en la práctica y en nueva violación de la Tregua de los 12 años, en vigor entre las Provincias Unidas y España, se dedicó a saquear las costas del Pacífico. Hizo escala en Valparaíso y, al igual que Cavendish en 1587, en la bahía de Quintero. En julio, infringieron una seria derrota a una fuerza naval española en Cañete, no muy lejos de El Callao, hundiendo 2 barcos y causando unos 500 muertos. No era la primera incursión holandesa en el Pacífico y, a pesar de la victoria de Cañete, los beneficios que obtuvieron fueron escasos. Pero fue la primera vez que los holandeses amenazaron al galeón de Manila al llegar hasta Nueva España. En octubre de 1615 se presentaron en Acapulco43. No se atrevieron a atacarlo por lo incierto del resultado y porque lo que más les urgía era hacer aguada. Negociaron devolver 20 prisioneros españoles capturados a cambio de poder aprovisionarse. Comenzó entonces una especie de juego del ratón y el gato porque las autoridades españolas no disponían de barcos para expulsar a los holandeses y sabían de la próxima llegada de los galeones que venían de Manila. Mandaron aviso a Baja California para advertir del peligro a los galeones que pudieran avistar y tomaron medidas para proteger otros puertos, refugio alternativo a Acapulco. Sebastián Vizcaíno fue despachado a defender Puerto de la Navidad y Manzanillo, muy próximos entre sí. Encabezó la tropa española con guarnición en Colima, unos 200 hombres, con la que se enfrentó a una fuerza similar de corsarios de Joris van Spilbergen que intentaban aprovisionarse en el puerto de Santiago de la Buena Esperanza, en Manzanillo44. Hay contradicciones entre las fuentes sobre el resultado del enfrentamiento, pero 43 Unos meses antes, a finales de abril de 1615, tras permanecer más de un año en Acapulco, el galeón japonés San Juan Bautista había partido hacia Japón. Llevaba una embajada española, dirigida por el franciscano Diego de Santa Catalina, portadora de las cartas de respuesta de la Corte española a la embajada de Alonso Muñoz, que por fin había llegado a Nueva España. El shogun Tokugawa Hidetada ni siquiera les recibió y en septiembre de 1616 fueron devueltos a Nueva España, donde llegaron en febrero de 1617. Este viaje, realizado también en el San Juan Bautista con tripulación japonesa, fue muy penoso, muriendo durante la travesía más de 100 personas. 44 El puerto de Manzanillo está compuesto por dos bahías divididas por una lengua de tierra. A la bahía oriental se la conoce por los nombres de puerto de Colima, de Salagua y del Manzanillo. La bahía occidental toma los nombres de Santiago, Santiago de Buena Esperanza, Guatlán y Xucutlán. Revista de Historia Militar, 125 (2019), pp. 154-168. ISSN: 0482-5748


RHM_125
To see the actual publication please follow the link above