Page 180

RHM_extra3_2015_500 años Gran Capitán

DEL GRAN CAPITÁN A LOS TERCIOS: LA HERENCIA DE GONZALO ... 179 A la altura de las décadas de 1620-1630 el contingente de caballos cora-zas seguirá evolucionando y aligerándose, perdiendo protecciones defensi-vas para reducir el peso del equipo y ahorrar costes, ya que hasta el momen-to su indumentaria completa era excesivamente cara y muy pocos soldados se la podían permitir. La mayor efectividad de los mosquetes, su capacidad de penetración y su mayor difusión entre la infantería durante el siglo XVII también influirían en que se fueran desechando protecciones defensivas de metal, que frente a los mosquetes no servían demasiado. En base a estas premisas serían los suecos los primeros en ir introduciendo modificaciones, aligerando el armamento defensivo de su caballería para hacerla más rápida, generalizándose el uso de las cargas de caballería a galope con sables, a imi-tación de la caballería polaca contra la que habían combatido repetidamente, aunque también seguían utilizando armas de fuego, que sólo usaban para realizar una primera descarga antes de enfrentarse a sus enemigos con la es-pada133. Este modelo táctico hizo de la caballería un elemento más ofensivo y determinante en la batalla, pero también en la guerra. Durante la Guerra de los Treinta años las unidades montadas demostraron en Alemania su uti-lidad y mayor movilidad en un espacio geográfico mucho más amplio y no tan poblado de fortificaciones muy modernizadas, siendo básicas a la hora de forrajear, realizar incursiones o escoltar convoyes. Su enorme movilidad les granjeaba flexibilidad y las permitía aprovisionarse mejor, por lo que la caballería terminó representando la mitad de las fuerzas de campaña que luchaban en Alemania134. Estas innovaciones sacaron del letargo táctico a la caballería, que de nuevo recuperaba poco a poco su papel en los ejércitos en base a su movili-dad y a su renovada capacidad de cargar al enemigo, esta vez con la espada. Dichos cambios influirían fundamentalmente en las guerras entre España y Francia, y las nuevas guerras libradas en la península, en donde los terrenos más abiertos y llanos favorecían la movilidad de la caballería. A partir de la intervención francesa en la Guerra de los Treinta años (1635), la propor-ción de caballería frente a la infantería terminó elevándose en el Ejército de Flandes debido a que los franceses contaban con mucha más caballería que los holandeses, y de mejor calidad. En el Ejército de Flandes la proporción de caballería frente a la infantería cambió notablemente desde el tradicional 133 Sobre la caballería sueca: Brzezinski, Richard: Ther Army of Gustavus Adolphus 2: Cavalry. Osprey, Oxford, 1993. 134 Parrott, David: Richelieu’s Army: War, Government and Society in France, 1624-1642. Cam-bridge University Press, Cambridge, 2001, p. 60 y “From military enterprise to standing ar-mies: war, state and society in Western Europe, 1600-1700”, en Tallett, Frank y Trim, D.J.B. (eds.): op. cit., pp. 74-95, aquí p. 84. Revista de Historia Militar, II extraordinario de 2015, pp. 143-188. ISSN: 0482-5748


RHM_extra3_2015_500 años Gran Capitán
To see the actual publication please follow the link above