Page 122

MEMORIAL CABALLERIA 82

Varios 120 MISCELÁNEA Silencio Es el último toque del día militar; con él se marca la hora de apagar las luces de los dormitorios, todo el mundo debe acostarse y quedar en silencio. También es el momento en que comienza el servicio de cuartos, que terminarán con el toque de diana. Partitura de 1774 Partitura de Atención de 1869 Partitura de descanso de 1869 Memorial de Caballería, n.º 82 - Diciembre 2016 En el Reglamento de 2006, en sus antece-dentes históricos, nos indica: «Es el mismo que se utilizó desde 1899». Hay parte de razón en este comentario, ya que desde esa fecha se vie-ne repitiendo la partitura, pero sus datos his-tóricos son de más atrás. El toque en sí es el de atención prolongando la última nota, y esta partitura ya fue publicada en 1774. Esta misma partitura es la que va a llegar a nuestros días con alguna variación, pero mantenien-do sus notas. Más tarde, en 1847, se añadieron tres puntos bajos. Si le aplicamos la atención, quedaría prác-ticamente como se ejecuta hoy. Una de las indicaciones al toque de este reglamento es: «Este mismo toque servirá de señal para indicar el momento en que debe observarse silencio en los cuarteles y recogerse la tropa». En 1869 no apareció silencio, pero vemos la combinación de la atención con los tres puntos bajos con la denominación de descanso. Como se observa es muy clara la combinación, y pudiera ser que este toque de descanso sirvie-se para ambas cosas: en instrucción o en las diversas actividades podría indicar el cese de ellas, y ejecutado después de retreta marcaría el paso al descanso nocturno o silencio. Esta misma combi-nación es la que ha llegado hasta nosotros. No obstante, en todas las partituras que se han publicado desde 1899 viene denominado como atención con este significado: «Silencio. Indica que comienza el servicio de noche y que no debe hablar la tropa que esté acostada». Partitura de 1899 Partitura de 2006


MEMORIAL CABALLERIA 82
To see the actual publication please follow the link above