Page 98

REVISTA HISTORIA NAVAL 136 MAS SUP25

EL EXTRAÑO CASO DEL JAEDJOER ALIAS LOLA poco, ese mismo día había tenido lugar un serio incidente en el puerto de Tánger, con el estallido de una maleta de la valija diplomática inglesa que causó 10 muertos y 17 heridos. Por todo ello el plan quedaba cancelado definitivamente. Y mientras tanto, ¿qué pasaba en Melilla? De nuevo recurrimos a los interesantísimos partes de la 2.ª bis. Desde el fechado el 8 de febrero no hay ninguna noticia del Lola hasta el núm. 953, de 9 de abril. En ese parte se da la noticia de haber llegado el día 7, el vapor inglés Ashbury, procedente de Gibraltar, con cargamento de carbón, que quedó atracado al lado de la motonave Lola. Pero el motivo principal de la comunicación era señalar que en la tarde del día 8, el conocido agente del servicio alemán Francisco Martínez Salvador, llevando una maleta del tipo «necessaire» (sic), había salido del domicilio de Eugenio Kraemer, jefe de dicho servicio, y dando un gran rodeo que lo llevó desde la calle O’Donnell hasta el Pueblo (10), había llegado al Lola donde dejó el maletín. Dicho maletín pudo ser tomado a peso por uno de los agentes de la 2.ª bis, quien manifestó que su peso era muy superior a su volumen, por lo que «creemos que se trate de unos de los explosivos que el Servicio Alemán tiene dedicados a los buques ingleses y que por la proximidad de atraque del Ashbury al Lola haya facilidad para desde este último proceder a su localización». No hay constancia de que se llevara a cabo ese sabotaje. Y de nuevo, tras un paréntesis de diez días, salta la alarma el 19 de abril de 1942. En un mensaje por radio, el capitán jefe de la Oficina Destacada núm. 1 comunica al jefe de la Sección 2.ª bis del EM del Ejército en Marruecos lo siguiente: «Por radio. De Melilla para Ceuta. Clasificación: S.D.D. Durante esta madrugada ha salido de este puerto, al parecer huido, la motonave Lola. Ref. 29 y 971 Melilla, 19 de abril de 1942. El Capitán Jefe de la Oficina». Dos días después, y tras una meticulosa investigación, el jefe de la Oficina Destacada núm. 1 enviaba un largo y prolijo informe sobre lo sucedido. En primer lugar, se confirma que el Lola no ha tomado rumbo al cabo Tres Forcas, ya que el observatorio de la Comisión de Estadística (11) no ha señalado su paso por dicho lugar, por lo que «nos hace suponer que haya tomado rumbo Este». El siguiente punto es averiguar con qué tripulación había zarpado. Se señala que la original se había marchado, quedando a cargo de personal de la (10)  Nombre con el que se conoce popularmente a la ciudad antigua de Melilla. (11)  Comisión de Estadística: Servicio de Información Militar creado tras la Guerra Civil. Año 2017 REVISTA DE HISTORIA NAVAL 97


REVISTA HISTORIA NAVAL 136 MAS SUP25
To see the actual publication please follow the link above