Page 399

RHM EXTRA 1 2017

398 ANEXOS que se fueren haciendo adelante para que se paguen a las personas que lo hubieren de haber, y las dichas condenaciones que se hicieren vengan declaradas en los alardes que se tomasen si en ella procede sentencia con conocimiento de causa declarado quien son los denunciadores y jueces para que se libre a cada uno lo que hubiere de haber y en las condenaciones dejare de declarar lo susodicho se hará baja y descuento de lo que montaren del sueldo de las personas a quien tocare y aquel lo que deparamos para no librarse a persona alguna que todo conforme lo contenido en la dicha cédula que mandó despachar el Rey mi señor y abuelo que Dios tiene. Hecha en Madrid a 11 de mayo de 1580 refrendada de Juan Delgado y asimismo mandó a los capitanes de gente de a caballo y de infantería y así sus lugares tenientes que so cargo del juramento que tienen han de servirnos bien y fielmente como son obligados no reciban en su compañía a ningún hombre de armas, caballo ligero, jinete ni soldado que le dieren los Veedores de las guardas, alcaldes, alguaciles ni Contadores del sueldo ni otro oficial de las dichas guardas porque así conviene a mi nuestro servicio, y que la gente que se hubiere de recibir no sea repuesto de persona alguna sino que sean cuales conviene a nuestro servicio y otrosí mandamos que los capitanes hayan de nombrar y nombren personas en las plazas que vacaren y les toca nombrar de su compañía dentro de un mes desde el día de la vacante y pasando dicho termino las provean el dicho mi Capitán general sin esperar el nombramiento de los capitanes. 43. Al mismo tiempo que la gente de las dichas nuestras guardas fuere recibida s ele tomara asimismo juramento de los caballos, armas y otros aderezos que presentaren sean suyos o prestados y si los han comprado de algunos de las guardas y mandamos que no sea recibido el que así con ello se viniese a presentar, y que el que lo hubiere presentado si fuere de las guardas y fuere caballo, el que lo prestó lo pierda y se le quiten dos meses de sueldo por ello, y siendo armas lo pierda y se le quiten otros dos meses de sueldo y que si le hubiere vendido y no tuviere otro tal y mejor con que servir se le haga el mismo descuento y demás dello se le haga quitar del tiempo que sin ello estuviere, porque nuestra voluntad es que ninguno de nuestras guardas quede aquí ni desarmado para que otro se encabalgue y arme, pero bien permitimos que los asientos nuevos puedan comprar los dichos caballos y armas de cualquiera de las dichas guardas que lo hubiere doblado y de los que se despidieren y murieren siendo de la calidad y suerte que sea de tener para servir con ello. 44. Es mi voluntad y mando que por ningún caso forma ni manera pueda ninguno de las dichas guardas fiar, vender, ni comprar sueldo su plaza dellas, así pueda ganar en el sueldo como para asentar ninguno su plaza pagando en sueldo della ni dando otra ninguna cosa por ella y el dicho Veedor general, los veedores particulares los capitanes y sus lugares tenientes y los contadores de las compañías no lo consientan advirtiendo que el capitán o teniente que llevare dinero u otra cosa alguna por plaza que proveyere en su compañía o vendiere armas o caballos para asentar en ellas por cualquiera destas cosas que hiciere sea privado de oficio y demás desto pierda lo que por ello le dieren y sea la mitad para el que lo denunciare y la otra mitad lo contenido en el capítulo setenta y tres destas ordenanzas y si fuere sueldo el que se ferio y compró se deje de librar y lo haya perdido aquel que lo comprasen que pueda tener ocasión al que se lo vendió por ninguna cosa que para ello le haya dado y si fuere plaza sea despedido el que la comprare y los dichos capitanes, tenientes o quien se la vendiere privados de oficio como está referido y el Capitán o teniente que lo permitiere o a ello diere lugar o


RHM EXTRA 1 2017
To see the actual publication please follow the link above