Page 416

RHM EXTRA 1 2017

ANEXOS 415 Patente mía, ú de la Serenísima Infanta Doña Isabel, mi Tía, ú de las otras Personas Reales, a quien Yo por favor particular concederé esa autoridad. 3. Cada uno de los Tercios, que se formaren en España, ha de ser de doce Compañías, y cada una de ellas de doscientos cincuenta infantes, inclusa primero Plana, que se entiende, de Capitán, y Page, Alférez, y Abanderado, Sargento, dos Atambores, y Pífano, Furriel, Barbero, y Capellán, y doscientas treinta y nueve Plazas, que con las referidas de primera Plana, hacen el número de doscientas cincuenta. 4. Y porque convienen señalar el número de Tercios, que ha de haber en los Ejércitos: es mi voluntad, que en el de los Estados de Flandes haya tres de Infantería Española determinadamente, y que estos se hayan de proveer cuando vacaren; pero no formar otros de nuevo por ningún caso, ni accidente; y que la gente que fuere llegando a aquellos Estados se una, y agregue á solos los dichos tres Tercios. 5. Cuanto a las Naciones de Napolitanos, y Lombardos, determino, que en cada una de ellas haya un Tercio, reduciéndose a ellos como fueren vacando los Maestros de Campo, sin hacer reformación; y que por ningún caso se formen otros de nuevo. 6. Ordeno, y mando, que en cada uno de los Tercios de fuera de España haya quince Compañías de doscientos Infantes, y que mis Capitanes Generales, por ningún caso, ni pretexto, las acrecienten. Y siempre que llegaren de España a Flandes, o de Italia nuevas Banderas para refuerzo de aquellos Tercios, o las reformen en las quince, que ha de haber en cada uno de ellos, o no provean las que fueren vacando, hasta que queden en el número de quince; y el pie de cada una sea setenta Coseletes, noventa Arcabuces, y cuarenta Mosquetes, y el numero referido de Compañías de cada Tercio siempre sea uno: y en caso de vacantes de Compañías, encargo a mis Capitanes Generales el esperar que haya algunas vacas, para proveer unas, y reformar otras, sin dejar Capitanes con sueldo, teniendo algunos lugares vacíos para los Capitanes tan beneméritos, que lo merezcan, y llevaren las Reclutas, que se fueren enviando, por excusar el reformarlos a todos, sin dar lugar, que las Compañías vivas queden con menos gente, que los doscientos Infantes. 7. Y en cuanto a las otras Naciones, no es mi voluntad determinar número de Tercios en ellas, reservándolo, como lo reservo, a lo que pidieren las ocasiones. 8. Cuanto quiera que por lo pasado se ordenó, que en ningún tercio de quince Banderas hubiese mas de dos Compañías de Arcabuceros, y que si el Tercio llegase a tener veinte Banderas, pudiese haber tres de Arcabuceros en él, siendo los Capitanes de ellos tales Soldados, y de tanta experiencia , y valor, que faltando el Maestro de Campo, se pudiese elegir de ellos; y ha mucho tiempo que estas Compañías se platican en la Nación Española, y a su imitación en la Italiana; pero atendiendo a que las demás Naciones no acostumbran tenerles, y se ha considerado, que no son menester, antes embarazan por muchas razones, y que conviene reformar las que hay, haciéndolas de Picas: ordeno, y mando, que así se ejecute, y que no se formen más en parte alguna, como en Flandes se ha comenzado a platicar. 9. Porque se ha platicado ordinariamente el dar Patente de Corazas, y de Lanzas á Capitanes de Arcabuceros, aunque sus Compañías se conserven con las Carabinas, cosa que conviene de todo punto excusar, por la diformidad, y confusión, que causa en el


RHM EXTRA 1 2017
To see the actual publication please follow the link above