Page 82

MEMORIAL CABALLERIA 80

Historia y Patrimonio HISTORIA perdía su sección mecanizada y tal necesidad se solucionó creando el escuadrón mecanizado que se ha citado. Quedaban con una organización especial los de montaña y los del norte de África. Dado que la Caballería había quedado con cuatro escuadrones de carros medios en lugar de los siete que tenía en 1960, realmente los regimientos acorazados de la brigada quedaron también con tres; con la excepción de Farnesio que acumuló en sus hangares del Pinar de Antequera 34 M-47 hasta 1970, que debió ceder un escuadrón al Alcántara. El nuevo Escuadrón Ligero Acorazado era la versión mejorada del anterior. Recibía nuevos vehículos acorazados para sus fusileros y el mortero pasaba a ser de 120, con lo que ampliaba mucho el radio de fuego. Mientras que el americano disparaba desde el vehículo en España se tardó casi 30 años en conseguirlo, por lo que realmente fue una rémora para todos ellos. Pero los inicios, como todos los inicios, fueron tan ilusionantes como decepcionantes respecto al material. De los cuatro regimientos ligeros solamente Villaviciosa, el de la capital de España, recibió los materiales de las nuevas plantillas con 23 M-41 y 21 M-113 y así desfilaba todos los años en el Paseo de la Castellana. Sagunto y Lusitania disponían de 10 M-41 y varios semiorugas, y Santiago en Salamanca se conformaba con 14 M-24 y varios semiorugas. Por su parte los escuadrones ligeros de los regimientos acorazados quedaban con 5 M-24 en Pavía y Almansa y ninguno en Farnesio. Los Regimientos España, Numancia, Montesa y Alcántara quedaron a expensas de jeeps, dodges y reos, y en Ceuta y Melilla todavía con 17 camiones C-5 TA, denominados Triumphys, que sobrevivieron hasta 1974. Quedaban completos en plantilla los Grupos Saharianos que fueron totalmente renovados con el material Panhard. Por su parte, los nuevos grupos encuadrados en las Brigadas de Defensa Operativa del Territorio (BRIDOT) solamente disponían en plantilla de un escuadrón, que quedó formado sobre vehículos ligeros. Este escuadrón, dentro de sus brigadas, fue ejemplo del espíritu de la Caballería en el considerado ejército de segunda división. Resumiendo; el material blindado de la Caballería de 1966 quedaba formado por 31 M-24, 43 M-41, 68 M-47 y 36 Panhard de los dos modelos. En cuanto a transportes blindados, se disponía de 21 M-113, una treintena de semiorugas para cabalgar por Castilla y otra treintena de Triumphys en Ceuta y Melilla. No obstante era una Caballería ilusionada, tanto la mejor dotada como la peor. Nuestra generación de oficiales fue testigo del espíritu del escuadrón de Lusitania, que venía a los segundos períodos de la AGM con sus pelotones de protección en camiones reos y el de apoyo en la típica Dodge; de los escuadrones de la Brigada Jarama en sus cabalgadas por Tierra de Campos en los tiempos en que se hacían maniobras recorriendo un centenar de kilómetros por los campos recién segados; y de los Grupos DOT, que en su región eran ejemplo de unidad eficaz. Afortunadamente todo comenzó a cambiar, lentamente, pero comenzó. Desde 1968 se recibieron más carros M-41 y desde 1974 los M-113 A-1 que configuraron a esta Caballería que nacía de 1965. Ello lo relataremos en la siguiente edición. 80 Memorial de Caballería, n.º 80 - Diciembre 2015 Los 34 M-47 del Farnesio. 1966-1970.


MEMORIAL CABALLERIA 80
To see the actual publication please follow the link above