Page 133

REVISTA DE HISTORIA MILITAR EXTRA I 2015

132 JUAN MARÍA SILVELA MILÁNS DEL BOSCH Alto Aragón y utilizó su melodía para componer el himno. De la letra, todos coinciden en que fue escrita por el general Evaristo San Miguel Valledor. Se recuperó la Marcha de Granaderos como Real en la boda de Isabel II en 1846, aunque posiblemente ya se estaba utilizando para rendir los hono-res; siete años después y por R. D. de 5 de noviembre, se dio a la Marcha de Granaderos, calificada de antigua española, la consideración oficial de Marcha Real. La denominación de antigua española disipa todas las dudas que hubiera de cual era la marcha que el decreto de 1815 designaba como único toque de honor. Según hemos expuesto, si la melodía de la Marcha de Granaderos se escuchaba ya como cantiga en el siglo XIII y, sin duda, Espinosa la compuso inspirándose en la Pavana Real, su vinculación con las dinastías reinantes es evidente y, sin embargo, había sido el pueblo quien decisivamente la encumbró a símbolo real y nacional. De Marcha Real a Himno Nacional Durante el régimen provisional que siguió a la revolución septembrina de 1868, Prim ordenó la sustitución de la Marcha Real por otra compuesta por el músico de origen italiano Squadrani. Este compositor militar, nacido Ricardo Fernández de la Torre y el músico militar Bartolomé Pérez Casas en 1955. HMME; página 356


REVISTA DE HISTORIA MILITAR EXTRA I 2015
To see the actual publication please follow the link above