Page 261

REVISTA HISTORIA MILITAR 116

EL ASESINATO DE VÍCTOR DARMON Y LA CRISIS HISPANO... 261 ta que se habían fijado en 1782.31 También se negó a aplicar las cláusulas relativas a los Derechos de anclaje y exportación establecidas en el tratado de paz, amistad, navegación, comercio y pesca de 1799, intentó justificar los expolios sufridos por embarcaciones españolas en aguas de Marruecos acusándolas de practicar el contrabando, pretendió tergiversar los anteriores tratados de paz para justificar los ataques a las plazas y llegó al extremo de hacer responsable a Darmon de su propia muerte. Al recibir esta contestación, Madrid ordenó que se interrumpiera toda comunicación con las autoridades marroquíes y notificó al sultán mediante los representantes de Francia y de Gran Bretaña que, si las reclamaciones presentadas en el ultimátum no se habían satisfecho en un plazo de quince días, no quedaría otra opción que la guerra. De ello se informó, mediante Real Orden de 28 de junio de 1844, a los representantes de España en el extranjero. El Gobierno nombró al mariscal de campo Juan Villalonga co-mandante general de las fuerzas que se estaban reuniendo para enfrentarse a Marruecos y comenzaron a llegar efectivos a Ceuta.32 París y Londres ofre-cieron sus respectivas mediaciones para evitar que se llegara al último ex-tremo y Madrid aceptó la mediación británica. Por otra parte, las gestiones realizadas por Dinamarca y Suecia con el apoyo de Francia y Gran Bretaña para que se pusiera fin de una vez a los vergonzosos tributos que les exigía el sultán obtuvieron una respuesta negativa, que aumentó la animadversión de las potencias europeas.33 Mientras tanto, Abdel Kader había apelado a una cuestión de lími-tes fronterizos para inflamar el ánimo de los marroquíes, exigiendo que los franceses desocuparan los márgenes del Tafna.34 Sin embargo, es muy posi-ble que El Guenaoui únicamente pretendiera prevenir una invasión francesa y todavía no contara con la autorización de su señor para hacer la guerra.35 El 15 de junio, el mariscal Bugeaud llegó a Lalla Maghnia y se concertó una entrevista entre El Guenaoui y el general Bedeau. Al día siguiente, am-bos se reunieron en el morabito de Sidi Mohamed Ouissini, ubicado entre 31  Tratado de paz, amistad, navegación, comercio y pesca entre Su Majestad católica y Su Ma-jestad marroquí, concluido y firmado en Mequinez el 1 de marzo de 1799, en ibíd., 1843, Revista de Historia Militar, 116 (2014), pp. 243-282. ISSN: 0482-5748 págs. 685-691. 32  El Católico, 26 de julio de 1844, pág. 204; 22 de julio de 1844, pág. 179; 20 de julio de 1844, pág. 162; 11 de julio de 1844, pág. 92; 6 de julio de 1844, pág. 46; 5 de julio de 1844, pág. 38. 33  El Católico, 3 de julio de 1844, pág. 22; Diario Constitucional de Palma, 30 de mayo de 1844, pág. 3. 34  Sesión de 5 de julio de 1844 de la Cámara de los Diputados francesa, en El Católico, 13 de julio de 1844, págs. 104 y 105. 35  Carta de El Guenaoui, representante del emperador de Marruecos, al mariscal Bugueaud, 18 de junio de 1844, en Pellissier de Reynaud, E.: op. cit., pp. 132-134; El Católico, 16 de julio de 1844, págs. 129 y 130.


REVISTA HISTORIA MILITAR 116
To see the actual publication please follow the link above