Page 426

REVISTA DE HISTORIA MILITAR EXTRA COLEGIO ARTILLERIA

426 EMILIO MONTERO HERRERO al empleo de brigadier, en consideración a sus relevantes méritos y distin-guidos servicios a la nación. Al mismo tiempo, es nombrado Jefe de Estado Mayor del Ejército Expedicionario de Cataluña, que desempeña hasta la entrada de éste en Madrid. A continuación, se le confirió, sucesivamente, el mando de la División de Caballería del Ejército Expedicionario de Andalucía y del Regimiento de Caballería de Borbón, con el que fue enviado para reprimir la insurrección que se había producido en Zaragoza, a la que logra rendir en meritoria ac-tuación, por lo que fue agraciado con la Cruz de San Fernando de 3ª clase sencilla, el 27 de enero de 1844. El 2 de febrero es promovido el empleo de mariscal de campo y des-tinado a las órdenes del Capitán General del 4º Distrito. Inmediatamente, participa en el bloqueo, operaciones y sitio de la plaza de Cartagena, del 15 de febrero al 25 de marzo, donde se habían hecho fuertes los cantonalistas, reduciendo la rebelión al estrecho ámbito de sus murallas, batiendo a los sublevados y cooperando a la rendición de la ciudad, por lo que fue felicita-do por el Ayuntamiento de Murcia, que le regaló un sable de honor, siendo además agraciado con la Cruz de 3ª clase de San Fernando. Seguidamente, fue Capitán General de Vascongadas, iniciando su carrera política en 1845 como diputado a Cortes por Logroño. En 1846 estuvo al mando de las tropas expedicionarias destinadas a so-focar la rebelión que había estallado en Galicia en contra de las medidas impuestas por el gobierno de Narváez, batiendo a los sublevados en Astorga y Cacheiras, con lo que obtuvo la rendición de Vigo. Por estos hechos, fue recompensado, el 30 de abril de 1846, con el empleo de teniente general y, en marzo del siguiente año, con la Cruz de 4ª clase de San Fernando. En febrero de 1847 renuncia a su nombramiento de Capitán General de Valencia, por ser incompatible con el de diputado a Cortes, ejerciendo como Inspector General de Caballería desde abril a noviembre, pasando a conti-nuación a la situación de cuartel. Otro capítulo relevante de su biografía, fue el relacionado con la Isla de Cuba, de la que fue Capitán General en tres ocasiones. La primera se inicia con su nombramiento el 18 de septiembre de 1850, en cuyo mando sofoca enérgicamente la invasión de los piratas y expedición filibustera capitaneada por Narciso López. Por su distinguido mérito, se le concede la Gran Cruz y banda de San Fernando de 5ª clase, mereciendo además la declaración de Benemérito de la Patria. En 1852 hace referencia a que uno de los problemas más graves para la estabilidad socio-política de la isla de Cuba, era la formación del par-tido españolista, con unos intereses no siempre coincidentes con los de la Revista de Historia Militar, I extraordinario de 2014, pp. 359-446. ISSN: 0482-5748


REVISTA DE HISTORIA MILITAR EXTRA COLEGIO ARTILLERIA
To see the actual publication please follow the link above